A LOS 53 AÑOS MURIÓ EL MÚSICO Y ARTISTA PLÁSTICO CLAUDIO TADDEI

El músico uruguayo Claudio Taddei murió en las últimas horas en Lugano, Suiza, donde se encontraba internado desde hacía días. Tenía 53 años y dejó dos hijos, Romeo y Dana.

Había nacido en Minas en 1966 y vivió gran parte de su vida en Suiza, el país de origen por la rama paterna y adonde la familia se radicó debido al advenimiento de la dictadura militar.

Él y su hermana Rossana, también reconocida música, vivieron parte de su infancia en Agno, una localidad de 6.000 habitantes en el Ticino, el cantón donde se habla italiano.

En 1981 regresó a Uruguay para terminar el liceo y entre 1986 y 1990 estudió en la escuela de Bellas Artes, un centro en el que confirmó su vocación por las artes plásticas y el diseño.

Fue docente en UTU al tiempo que construía una carrera como cantante y compositor

En 1984 ganó en el festival de La Paz, por entonces una referencia a nivel de la canción uruguaya.

En la post-dictadura fue una figura en la escena musical. En 1987 fundó junto a otros el grupo Camarón Bombay, que mezclaba funky y soul, ritmos que continuó cultivando durante toda su carrera.

No le gustaba su voz y creía que su estilo no encajaba del todo con el rock de garage que se ejercía en Uruguay. Sin embargo su estilo era irrenunciable.

En 1995, Taddei publicó el disco La iguana en el jardín, que tenía Why did you do it?, un clásico de los años 70, en la que cantaba junto a Ruben Rada.

En 1997 publicó el disco Cebras, nácar y rubí, calificado como candombe dance. Allí Taddei aparecía maquillado en su estilo desenfadado e histriónico.

En 2002 le detectaron un tumor en una pierna. Fue operado y desde entonces caminaba con ayuda de bastón, sin perder el buen humor y el optimismo.

En 2003 editó el disco Para el sur el norte está lejos que fue una suerte de despedida y cambió de frente. Taddei regresó a Suiza

En 2006 saca Puerto Mestizo en el que muestra su pertenencia a sus dos lugares en el mundo.

Desde hace algunos años vivía entre Montevideo y su residencia en Caslano, un apacible pueblo a orillas del lago Lugano, en la frontera entre Suiza y el norte de Italia.

En los últimos años, volvía cada tanto a la escena uruguaya con shows en los que mezclaba sus actividades como pintor y músico.

Alternaba esas incursiones con conciertos en Europa. Llegó a tocar en Lugano, Montreaux y otros festivales prestigiosos.

En 2013 salió a luz Intuitivo, producto de ese período. Fue grabado en Il Rivellino de Da Vinci, en Locarno, con la única asistencia de sonidista Mauro Fiero y el seguimiento del cineasta Stefano Ferrari.

En 2015 volvió a Montevideo con “Presencias”, otra muestra pictórica en la que dio rienda suelta a su costado performático.

Taddei presentando “Presencias” en 2015, Galería latino. Tocó y pintó al mismo tiempo. Arrivba del escenario, tal como eran en su vida.
Taddei presentando “Presencias” en 2015, Galería latino. Tocó y pintó al mismo tiempo. Arrivba del escenario, tal como eran en su vida.
2018 lo agarró plenamente volcado a las artes plásticas. A principios de ese año usufructó una residencia en el Museo Joaquín Torres García, donde expuso algo más de veinte obras bajo el título CrHomoSónica.

En 2019 comenzó una gira para dar a conocer Natural, su último disco. A principios de año presentó en Subrayado su tema “Primitivo”.

Por este trabajo está nominado a los Premios Grafitti.

Fuente: www.subrayado.com.uy

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *